Realiza DIF Tula y Amprovic “Empoderar para la Igualdad”

12366584_10208082633609572_1325940871_nCd. Tula, Tamaulipas a 27 de noviembre de 2015.- Con motivo de celebrar el día internacional para erradicar la violencia contra la mujer, el DIF Tula en coordinación con la AMPROVIC (Asociación de Mujeres Periodistas de Victoria) organizaron el foro “Empoderar para la Igualdad”.
En su calidad de presidenta del AMPROVIC AC, Lidda Consuelo Delgado Cortina, agradeció la invitación de la Sra. Lucia Báez de Díaz, presidenta del DIF Tula para hablar de estos temas, comenzando su exposición Emilia Vela González, magistrada del Tribunal Electoral de Tamaulipas con el tema ¿Es la igualdad una igualdad real?, donde realizó un informe detallado cómo en materia electoral apenas en este pasado proceso electoral se dio la paridad.
En su intervención Rosa María Rodríguez Quintanilla, coordinadora de la Red de Mujeres Periodistas, presentó la ponencia “Acceso a la información, un derecho de las mujeres”, donde puntualizó cómo desde los medios de comunicación no se dedica espacio a las mujeres que participan en la política, todo lo domina el género masculino, por lo que invitó a la reflexión de cómo es posible que se pida una equidad de género si en los medios no la existe.
Para concluir Zayonara Páez en su tema: Poder y género: las presidentas municipales, hizo una remembranza de la historia de las alcaldesas que ha habido en Tamaulipas, recordando los comienzos de la participación de la mujer en la política del estado, siendo la verdad muy poca; es hasta ahora que la ley obliga a que presenten 50% mujeres y 50% hombres como se da la participación, que es justa y necesaria de la mujer.
Para el Sistema DIF Tula que dirige la Sra. Lucia Báez de Díaz es vital hablar del tema del empoderamiento de las mujeres y niñas, no solo es lo correcto, sino que además es una medida acertada desde el punto de vista económico y esencial, pues aun demasiadas mujeres no tienen libertades básicas y oportunidades y enfrentan enormes desigualdades en el mundo del trabajo, leyes y costumbres discriminatorias limitan su tiempo y opciones así como su habilidad la cuestión de género.